¡Samba! (Gran Premio de Brasil 2016)



La de ayer fue una carrera emocionante porque no sabías qué iba a pasar. También porque algunos pilotos dieron un recital (por ejemplo, Verstappen, que quedó tercero). Siguiendo la costumbre, ganó un Mercedes-Benz (Hamilton), seguido de otro Mercedes-Benz (Rosberg) y el Campeonato del Mundo de Pilotos se decidirá en la última carrera. El de Marcas hace ya tiempo que se decidió. Un Ferrari se salió de pista en una recta (Raikkonen) y el otro quedó quinto. Hubo trompazos a destajo y el automóvil de los comisarios visitó la pista varias veces. ¡La carrera duró más de tres horas! La razón de tanta incertidumbre y tanto incidente es que llovió a mares. Si no hubiera llovido, ¿qué habría sucedido?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada